Biografía de Wallada, nació en 994 en Córdoba y falleció el 26 de marzo de 1091 en el mismo lugar. Poetisa andalusí, cuyo nombre completo es Wallada bint al-Mustakfi.

¿Quién fue Wallada?

¿Quién fue Wallada? Sus padres son Muhammad III al-Mustakfi, uno de los califas finales de Córdoba; y Amin’am, esclava cristiana. Su progenitor de sangre omeya llega al poder en 1024, al asesinar al califa anterior Abderramán V; y dos años después es asesinado en Uclés.

La niñez de Wallada coincide con el esplendor de Almanzor en su carrera política. Pasa su etapa de adolescencia en los conflictos civiles que señalan el fin del Califato; todo ello, a través de maquinaciones palaciegas que surgen luego de la muerte de al-Muzzaar, hijo de Almanzor.

Por el hecho de que su padre no tiene descendientes varones, Wallada hereda sus bienes. Entonces abre un palacio en donde educa a jóvenes mujeres de buena familia; y a este sitio también acuden literatos y poetas de su época. Acorde a los estándares del momento, ella se sitúa como una belleza; su piel es clara, sus ojos azules y es rubia. Sumado a ello, se distingue al ser orgullosa, inteligente y culta.

En sus vestidos borda sus versos; asimismo, se atreve a participar en competencias masculinas, y a terminar poemas inconclusos mostrando con libertad su rostro.  Este comportamiento la lleva a ser denominada “perversa”, y los integristas la juzgan con dureza.

Sin embargo, muchos defienden su honestidad; entre tales personas, está el escritor Ibn Hazm quien crea El collar de la paloma; y de igual forma, el visir Ibn Abdus, su enamorado eterno, que permanece a su lado y la protege hasta su fallecimiento.

Vida de Wallada

La vida de Wallada. La pasión más importante de su vida es el poeta Ibn Zaydún o Abenzaidún, con quien mantiene una relación oculta. El secreto es porque él se vincula a los Banu Yahwar, linaje rival de los Omeyas (al que ella pertenece).

Se destaca en su biografía que ocho de los nueve poemas conservados de Wallada, giran alrededor de esta relación; aunque, la misma se rompe porque Ibn Zaydún se relaciona con una esclava de color. Tal hecho puede ser verdadero, pero también responde a una temática de la poesía del periodo.

Los mencionados poemas tienen la misión de ser cartas entre los amantes. Dos de ellos muestran celos, añoranza y afán de encuentros; otro trata de dolor, decepción y reproche; cinco más son sátiras duras contra su enamorado, al que le recrimina tener amoríos con hombres, entre otras cosas; y el último refiere a su independencia y libertad.

Sobresalen entre sus alumnas Muhya bint al-Tayyani, una joven de situación humilde a quien acoge en su hogar; ésta termina agraviándola por medio de sátiras repletas de crueldad.

La muerte de Wallada es el 26 de marzo de 1091, el mismo día que los almorávides ingresan a Córdoba.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *